Edith Espinoza es una madre que desde hace se encuentra en la lucha por crear la llamada Ley Matías, la cual busca mejorar el sistema de pensiones que actualmente reciben las personas con alguna discapacidad severa.

El nombre de la ley es por su hijo, quien hoy tiene 21 años. Matías nació con parálisis cerebral y además, tiene daño pulmonar crónico, por lo que es oxígeno dependiente.

Esta mujer se ha dedicado por completo a su hijo, dejando de lado su vida personal. Cuando su hijo estaba a punto de cumplir 18 años fue cuando le surgió la idea.

El sistema indica que cuando llegan a la mayoría de edad, esta pensión básica solidaria de invalidez los deja sin el beneficio por varios meses, para que luego cada persona sea reevaluada. Algo que es insólito para Edith, ya que su hijo tiene un daño irreparable.

Lo que busca con esta ley es que se entregue un subsidio definitivo para aquellas personas que sufren discapacidad. Son varias las intuiciones que se han sumado a la causa, por lo que ella día a día continúa su lucha.

Con la Ley Matías podremos avanzar en un país que reconozca a las personas con discapacidad, sus derechos, pero que lo haga de una forma que sea más respetuosa en sus derechos y necesidades.

La historia comienza después de una serie de problemáticas a las cuales debe enfrentar la mamá de Matías, Edith Espinosa, ante la retención del subsidio de discapacidad mental cuando va a cobrar éste.

La pensión actual es insuficiente para cubrir las grandes necesidades que requieren las personas con Discapacidad, muchos de ellos debemos cubrir costosos remedios que el AUGE no cubre