Grupo Encuentro

Centro Desarrollo Grupo Encuentro. Personalidad Jurídica Nº 1312 Peñalolén.

Somos una agrupación de padres, madres y amigos, con adultos, niños y jóvenes, entre los 7 y 30 años, que tienen discapacidad física–multi déficit. Formamos y compartimos una familia hace 13 años, debido a la necesidad de levantarnos y unir esfuerzos para cubrir las carencias que conlleva todo el proceso de rehabilitación de nuestros hijos.

Esta Iniciativa parte del Instituto Nacional de Rehabilitación Pedro Aguirre Cerda, debido al diagnóstico que esta institución realiza sobre un grupo de mamás de estos menores, jóvenes y adultos, que poseen un claro deterioro emocional.

Nuestras aspiraciones son ver logros, soñar con un futuro pleno y no decaer ante nada. Llenarnos de energía para sobre pasar cada obstáculo que debamos enfrentar, sobre todo los que nos antepone una sociedad egocéntrica e individualista, que no logra ponerse en el lugar del otro.

Como familiares de estos afectados seguimos unidos para entregar nuestro mejor esfuerzo a ellos y ellas, así como también recibir y llenar nuestros corazones de esperanza, tolerancia y fe.

Ley Matías es nuestra mejor opción para obtener un futuro con mejores oportunidades para las personas con discapacidad. Estamos expuestos ante una sociedad y un sistema de pensiones, en donde se vulneran  nuestros derechos, se establecen barreras nos dificultan más que avanzar y nos obligan a lidiar con todos los problemas que conlleva una rehabilitación de este tipo, incluyendo salud, transporte, educación, accesibilidad e inclusión y la discriminación que nuestros discapacitados viven diariamente.

Hoy, para nosotros, es prioridad cambiar el sistema de pensiones de nuestros hijos, para que esta sea permanente e indefinida. Actualmente el proceso es burocrático y dificultoso, ya que –por ejemplo- se debe demostrar la discapacidad dos veces ante una junta médica , aun cuando algunos de estos niños, jóvenes y adultos posee daño neurológico irreversible.

Matías es uno de nuestros niños, que pasó este proceso burocrático y dificultoso. Su mamá descargó su rabia y descontento en redes sociales, originando un debate con comentarios de apoyo y necesidades de escucha. Es ahí donde el señor Carlos Kaiser, director de la ONG Inclusiva, ofreció la idea de hacer un proyecto y sumarnos a este desafío.  Posteriormente se fueron agregando más personas, niños y jóvenes, a un equipo multidisciplinario, que terminó representado a diferentes organizaciones, organismos e entidades.  Ley Matías comenzaba a tomar forma. Ahora es tarea de todos hacerla realidad.

«LA PENSIÓN DEBE SER UN DERECHO Y NO UN FAVOR”.